miércoles, 15 de julio de 2015

Kotor (Montenegro).


Con un pie a punto de pasar el charco, en lo que serán mis vacaciones para este año, aún me quedan varios destinos en el tintero del ajetreado año 2014.

 Hoy rescato la ciudad de Kotor (Montenegro), una de las ciudades del pasado año, donde recorrimos parte de lo que en mi tiempo de escolar era Yugoslavia. Primero fue Croacia, donde visitamos Zagreb, los Lagos de Plitvice y Dubrovnic, a los que ya he dedicado una entrada, y aún tengo en el tintero las ciudades de Zadar y Split. Tras Croacia, realizamos una visita relámpago de Mostar (Bosnia) y por último a Montenegro con su impresionante bahía, para muchos comparable a un fiordo noruego.

 Justo al final de la inmensa bahía, bordeando por carretera, llegamos a la ciudad de Kotor. Ciudad turística de menos de seis mil habitantes, declarada Patrimonio de la Humanidad y que suele ser destino de los grandes cruceros que cruzan el Mar Adriático y Mediterráneo. Miles de turistas, sobre todo serbios, encuentran en esta ciudad uno de sus habituales destinos de verano.

  Kotor se sitúa al borde mismo del mar y de montañas, que en su tiempo fueron un gran volcán. La ciudad se encuentra amurallada, para acceder a ella se hace a través de alguna de las tres puertas que le dan acceso. En su interior, callejuelas de edificios de piedra blanca atestadas de turistas. Y es que Kotor, aunque realmente toda la costa adriática, se ha convertido en uno de los lugares de moda en los últimos años.
 Si bien Montenegro, no forma oficialmente parte de la Unión Europea, su moneda oficial es el euro, lo cual facilita enormemente a la hora de pagar. Para volar a Kotor, existen los aeropuertos de Tivat a cinco kilómetros y el de Podgorica a 65, aunque la forma más recomendada, al menos la que utilizamos nosotros, fue en coche de alquiler, y así deleitarse con el incomparable paisaje.

Para poder comer la auténtica comida del país, yo recomendaría salir de la ciudad, de sus prohibitivos precios y menús de turista, y deleitarse en alguno de los numerosos restaurantes de pescados y carnes a la brasa, que hay a lo largo de la bahía. Los precios son realmente muy asequibles.

2 comentarios:

Teresa dijo...

Se ve muy lindo. Besitos.

ANZAGA dijo...

Hola Teresa.


La verdad que sí, Kotor es un destino más que recomendable.

Besos.

**** " NO SE PUEDE CONSERVAR AQUELLO QUE NO SE CONOCE " ****


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...