martes, 10 de marzo de 2015

La ardilla del sabinar.


Aprovechando estos días de junio adelantado, en pleno mes de marzo, para hacer alguna de las rutas marcadas entre los sabinares y pinares de El Bonillo (Albacete), se constata que el Campo de Montiel albaceteño pasa de un invierno frío, con constantes temperaturas bajo cero, a períodos de sequía más propios de julio o agosto. Y esto, claro está, se deja sentir en la reseca vegetación.


Entre las aves de interés que se han dejado ver: un pequeño grupo de avutardas, una pareja de alcaravanes, varios zorzales charlos, pájaros carpinteros, ratoneros, críalos y algunos aguiluchos laguneros. Aunque lo que más me ha llamado la atención, ha sido esta huidiza y tímida ardilla roja, que se ha agazapado en lo más alto de uno de los pinos, sin mover un solo músculo, esperando que yo despareciera de estas soledades... 

2 comentarios:

Teresa dijo...

Es muy linda. Besitos.

ANZAGA dijo...

... y muy asustadiza Teresa.

Saludos.

**** " NO SE PUEDE CONSERVAR AQUELLO QUE NO SE CONOCE " ****


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...