lunes, 24 de noviembre de 2014

Lagarto ocelado juvenil.


Con la llegada de las primeras heladas, los pequeños lagartos ocelados (Timon lepidus) toman los últimos rayos de sol antes del letargo invernal. Como podemos apreciar en la fotografía la coloración de los juveniles nada tiene que ver con la de los adultos. Predomina el color marrón y no el verde, y destacan por toda la piel los pequeños puntitos blancos.
Volveremos a verlos con los primeros calores de la primavera, ya lo dice el refrán: “En marzo saca la cabeza el lagarto, en abril acaba de salir, y en mayo corre como un caballo”.

**** " NO SE PUEDE CONSERVAR AQUELLO QUE NO SE CONOCE " ****


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...