domingo, 16 de marzo de 2014

La Kasbah de Boulaouane y el río Oum El Rbia (Marruecos).


La Casbah o Kasbah de Boulaouane se sitúa en un enclave privilegiado desde donde se divisan amplios y redondeados valles de tierras rojizas y semidesérticas. - Los meandros del río Oum el Rbia y los pronunciados acantilados la protegían del enemigo en la época del sultán Alauita Moulay Ismail, allá por el 1.700. En la actualidad, y pese a los largos años de abandono, la construcción sigue siendo impresionante.



El río Oum el Rbia, pasa caudaloso y limpio alimentando los numerosos huertos de limoneros, naranjos y olivos. - Las lomas de las laderas más próximas al agua se siembran en forma de terraza. Son abundantes los campos de habas, cebada y cebollas. Donde no llega el maná del agua, la tierra permanece desnuda y solo las atrevidas acacias escalan sobre las cotas más altas dando el único tono de verdor al pelado paisaje. - En primavera, el olor del azahar lo envuelve todo.




La fauna se muestra discreta esperando su turno acosada quizá por la población y por el abundante ganado. Aunque con un poco de paciencia podremos encontrar camaleones, sapos morunos o galápagos leprosos reposando sobre la orilla del río. Entre las aves, el sonido del bulbul naranjero está presente en todo el camino, y con un poco de suerte avistaremos alguna que otra tórtola senegalesa, otra especie más en plena expansión. Los que si son verdaderamente abundantes, son los cernícalos primillas que aprovechan los huecos de la vieja casbah y de los farallones para instalar sus nidos.


1 comentario:

Anónimo dijo...

Hiciste una ruta chulísima. Llena de agradables sensaciones que, con tu buena descripción, hemos percibido también. Me encanta el olor a azahar!

Besos

Benita

**** " NO SE PUEDE CONSERVAR AQUELLO QUE NO SE CONOCE " ****


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...